El passat dia 2 de febrer va traspassar Lluís Morera i Guirao. Nascut el 27 de juliol de 1946 a Barcelona va aterrar a Benavarri L’any 2004. Als 15 anys es va iniciar al mont de la Xocolata. Primer a Barcelona i Lleida, i després Copenhage i Updevalla (Suècia). Va treballar a l’empresa Chocovic i a Chocolates Valor.

Muere Lluís Morera, uno de los primeros maestros chocolateros de España

LLuís Morera. Foto: archivo Enric Rovira

En estos últimos tiempos, y más todavía desde la eclosión de los ‘bean to bar’, el chocolate está viviendo su momento dulce; pero hace no tantos años no se le tenía tanta consideración gastronómica, era más bien un producto para niños. Pero ya entonces había figuras que se plantearon dignificar la profesión de maestro chocolatero y una de las más relevantes fue, sin duda, Lluís Morera, del que ahora debemos lamentar su pérdida.

Morera ha muerto a la edad de 74 años a causa de un virus que no solo se está llevando por delante los ingresos y negocios de muchos sino también algunas vidas irreparables. Ha confirmado su muerte Chocolates Brescó, la empresa de chocolates artesanos de Benabarre (Huesca) en la que Lluís Morera dirigía la producción desde 2004.

Nacido en Barcelona en 1946, Morera empezó a formarse en el mundo del chocolate muy pronto -a los 15 años- y antes de abrir su propia pastelería en Terrassa había pasado ya por muchos obradores de pastelerías de toda Europa. Su creatividad y sus novedosos métodos en la creación de bombones le llevaron a especializarse en la elaboración de figuras de chocolates. Su mayor ilusión era precisamente la creación de estas figuras, las llamadas Monas de Pascua en Catalunya. Precisamente, con una de estas figuras de chocolate consiguió en 2004 entrar en el Récord Guinnes. La figura que le mereció este reconocimiento fue un enorme corazón de chocolate de 7.000 kilos que presentó en la Plaza de Colón de Madrid.

En bombonería se le reconoce por haber introducido el método directo de bombón (chocolate mezclado con licores) que fue tan popular en los años 80 y 90. En este sentido, colaboró también con Chocolates Valor en el diseño de nuevas líneas de bombonería. Pero su pasión era la enseñanza y fundó, juntamente con el chocolatero Enric Rovira, la escuela profesional Chocovic, con la que dignificó la figura del maestro chocolatero en España.

Francia pierde al chef pastelero Jean-Marie Hiblot

Doble golpe para la gastronomía dulce, con la desaparición también del chef pastelero francés Jean-Marie Hiblot, quien ha formado parte estos últimos trece años del equipo de Alain Ducasse.

Este pastelero discreto que consiguió hacerse un nombre en la pastelería contemporánea, empezó a ser reconocido en el Brisol Paris de donde pasó al Plaza Athénée Paris de la mano del chef Christophe Michalak. Dentro del grup Ducasse, se convirtió ya en chef ejecutivo. El propio Alain Ducasse se despedía de Hiblot en sus redes sociales recordando su talento: “Conservamos el recuerdo de su talento, que era inmenso. Y, aún más, de su amabilidad y su inalterable alegría de vivir. Amado por todos, un poco poeta, siempre elegante, profundamente solar, Jean-Marie era todo eso a la vez”.